Tenia su rodilla inflamada y adolorida pero cuando se la drenaron lo que salio era tan desagradable que…

¿Cómo es posible que un joven pueda terminar con un caracol en el interior de su rodilla?

Rachel Franklin estaba tratando la rodilla de su hijo Pablo, la cual parecía estar infectada. Los médicos le prescribieron antibióticos y se le dijo Rachel que no debía romper el eczema que tenía en su articulación, sólo debía procurar el aliviar la hinchazón. Pero su rodilla se estaba poniendo cada vez peor. Su rodilla se estaba volviendo negra y con abundante pus, lo que preocupaba cada vez más a la madre.

Pero ella, en contra de la recomendación médica, apretó la herida para drenarla, y aliviar algunos de sus dolorosos síntomas. Pero lo que vieron salir de la rodilla, fue mucho más que una desagradable sorpresa.

Salió un objeto gris, bastante pequeño en tamaño y muy similar a una roca. Pero no era una roca en absoluto. La rodilla de su hijo había sido infectada porque había un caracol viviendo allí. Así le dijo Rachel a los medios locales. “Creo que podría no podía de la sorpresa, de inmediato le dije a mi hijo: ‘Pablo, esto es un caracol! Es un maldito caracol!'”

Al parecer, las condiciones en el interior del cuerpo de un ser humano imitan las condiciones en las que prospera el caracol de mar. Sin embargo, todavía no sabemos cómo el caracol llegó ahí en el primer lugar. El padre de Pablo, Ken cree que su hijo debe haber caído en un nido en una roca, haciendo que unos huevos se alojaran en su rodilla, donde se siguió su gestación.

About these ads
About these ads

Comments

Be the first to comment

Leave a Reply