Este hombre se escondió en esta cueva por 25 años, cuando descubrieron por que no salía todos quedaron impactados

Un pico, una pala, una escalera y las manos de un hombre de 67 años. Ra Paulette no necesita nada más…en su vida. Nacido en Indiana pero residente desde hace tiempo en el norte de Nuevo México (Estados Unidos), Paulette lleva nada menos que treinta años dedicado a excavar cuevas para crear algo más que obras de arte. Se trata de catedrales, así definidas por su grandeza y altura, que salen de las entrañas de la tierra y de su imaginación.

“Cuando excavo y excavo en las cuevas, descompongo todos sus movimientos en las partes más simples, para volver a ensamblarlos siguiendo los modelos y estrategias que lograrán mantener la corporeidad más eficiente. Como un bailarín, siento el cuerpo y su movimiento de una manera consciente.”

Me gusta llamarlo “la danza de la excavación” y este es el secreto de como este anciano ha logrado conseguir todo esto.” Ra Paulette.

Este mundo necesita magia, ya os contábamos la maravillosa historia en la que el español Justo Gallego está cumpliendo su sueño de levantar una catedral con sus propios medios, un germen similar al que impulsa a este estadounidense de 67 años, Ra Paulette que está esculpiendo con sus propias manos estas 14 cuevas ocultas bajo el desierto en el norte de Nuevo México. Dos hombres y dos sueños que como el truco de un buen mago, parece increíble que sean realidad.

El trabajo de Ra Paulette ha sido trasladado al cine en un documental de la mano de Jeffrey Karoff, el resultado es el galardonado cortometraje Cave Digger.

About these ads

Comments

Be the first to comment

Leave a Reply