Encadeno a su propio hijo para evitar que use drogas

La adicción a las drogas acaba con la consciencia de las personas, justo como el ocurrió al joven Tiago, quien tuvo que ser encadenado a la cama por su propia madre para que no siga consumiendo ‘Paco’, pasta base de cocaína.

El relato estremeció las redes sociales, y es que el consumo de esta sustancia desmembró a la familia de Miriam, oriunda de la Provincia de Tucumán, Argentina, quienes al ser personas de escasos recursos no podían pagar un tratamiento de desintoxicación para el joven.

La madre relató que de un momento a otro su hijo se volvió adicto, y aunque ella se lo impedía, él se escapaba sin medir las consecuencias, por lo que su progenitora debía adentrarse a los barrios más peligrosos para traer de vuelta al joven que quedaba destruido por el narcótico.

A Periodismo para todos, la mujer explicó que cuando el joven dejó la escuela y vendió cada una de sus pertenencias para consumir ‘Paco’, decidió que privarlo de su libertad sería la mejor opción.

Colocó una doble reja en la habitación del joven, pero no sirvió, pues lograba escapar; todo cambió, hasta que la madre decidió encadenarlo en su cama, y aunque él le suplicó que lo liberara, no lo hizo porque prefiere verlo así que muerto en la calle.

Pese a sus intentos, el joven no podía salir del mundo de las drogas, por ello, Miriam lo llevó a una clínica en Cordoba donde fue internado hasta la fecha.

About these ads

Comments

Be the first to comment

Leave a Reply